El arte de los Rever’s

Respecto a un peta normal, el Rever’s es más sano (algunos opinan que es una tontería, aunque es cierto ya que te fumas un puro con menos papel), y si lo lías delante de gente, no muy adentrada en el mundo de los porros, pues quedas como un crack. Es fácil de hacer, sólo le tienes que pillar el truquillo, se hace así:

Cuando hayas quemado el ful o hayas troceado la marihuana, en vez de poner el papel normal, lo giras: la cola hacia ti y el doblo del papel hacia arriba. Después sigue como si tuvieras el papel bien puesto: te lo pasas a la otra mano, metes la boquilla y empiezas a darle forma de cigarrito. A la hora de cerrar el porro es lo más difícil pero se le pilla rápidamente el truquillo como ya he dicho. Bien, metes la cola por debajo del papel (en el dibujo se ve mejor) y el resto del papel por encima y que sobresalga (saldrá si el peta esta bien liado). Ahora viene lo más complicado, la hora de lamer la cola; la lames por encima del papel. Deja bastante saliva, la suficiente para que traspase la primera capa de papel para que esta se pegue a la cola que tiene justo debajo. Antes de que se seque, se ha de presiona con el dedo por la zona mojada para que se acabe de pegar el papel y la cola. Ahora, si el papel está mojado te saldrá automáticamente, coge el papel sobresaliente y tira de el para abajo, se cortará por la zona mojada justo después del papel pegado a la cola. Para acabar de secar el puro, pasa la llama del mechero por la zona mojada y ya está!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *