Cachimba marihuana: Bongashots impresionantes

Acabo de encontrar este vídeo increíble por Internet, estos dos tipos se fuman un porrazo verde de Skunk en un segundo…

Si no podéis verlo (parece que hay un control para menores de edad) entrad aquí: http://www.youtube.com/watch?v=EU-Rj-vGnvY.

La bong esa mola un montón así alargada y azul. ¿Cuánto debe medir eso? Un metro o por ahí seguro… muy bien editado el vídeo por cierto.

Cachimba con una botella de Pringles

Una de las bongs más fáciles y económicas de construir es con un pote de patatas fritas Pringles vacío. Haces un agujero redondo de 2x2cm en el cartón a 1cm de la base y otro agujero para el porro en la parte de arriba (cerca de la tapa) al otro lado.

Ahora coge el pote horizontalmente, introduce el porro, cierra la tapa y inhala por el agujero de la base, saca aire, retira la tapa y inhala hasta llenarte los pulmones. ¡Toma ya!

Si no tienes un pote de Pringles mírate la cachimba Tubo.

Cómo limpiar una cachimba o bong

Después de un tiempo usando una cachimba, ésta suele impregnarse del alquitrán del tabaco (si haces las mezclas con tabaco) o del simple humo también acaba oliendo mal.

Para limpiar la cachimba o bong sin romperla o rascarla y que no sepa a jabón lo mejor es usar agua caliente. No es aconsejable usar jabón ya que luego la cachimba absorverá el gusto a jabón y la arruinará.

Existe un tipo de jabón en el mercado que es 0% olor, es de color transparente y no huele a nada, solo echa espuma, os pongo una imagen del de Sanex que es el que he usado varias veces aunque hay muchos otros en los supermercados. Si no tienes ese jabón entonces no uses ninguno. El agua hirviendo es un absorve grasas y suciedad muy potente de por sí.

sanex zero

Pon agua a hervir en una olla y echa todas las partes pequeñas de la cachimba. Comprueba que sean de metal o de plástico resistente, algunos tipos de plástico no aguantan el calor demasiado tiempo y se pueden deformar o deshacer. Una vez estén dentro, remueve la olla para que el agua fluya por todas las partes, no le eches jabón (excepto el anteriormente comentado) ya que dejará olor amargo.

Para la parte grande de la cachimba (el tubo o recipiente), si no te cabe en la olla, échale agua hirviendo y con cuidado menéala durante unos minutos, dando vueltas en círculo y luego un poco arriba/abajo.

Si el agua se enfria o coge un color sucio, tírala y echa más.

Cuando todo esté más blando puedes pasar una esponja suave (¡nunca la de rascar!), cualquier pequeña rallada en la bong se rellenará más tarde con alquitrán y se ensuciará mucho más rápido luego, evita los arañazos.

Si hoy te ha dado por la limpieza quizás te interese leer Cómo limpiar un grinder de marihuana.

Cachimba con alcohol

Para este truco se necesita una cachimba de agua cualquiera, pero en vez de agua se le pone un alcohol de alta graduación como puede ser Vodka, Ron o Whisky. Recuerda que el alcohol disuelve parte de THC así que se pierde un poco de potencia, aunque se gana gracias al alcohol. Siempre es mejor utilizar o bien un alcohol sin mucho aroma como el Vodka o alguno afrutado como Martini o Cointreau para así obtener un aroma afrutado con la marihuana. Si la marihuana es buena, desde Neuron Smokers aconsejamos fumarla normal, la cachimba es la herramienta ideal para un buen colocón aunque no se saborea tan bien el cannabis que fumándolo normal.

Si no disponéis de mucho alcohol o éste es muy caro, mezcladlo con agua a partes iguales y recordad que el alcohol se evapora muy rápido así que para obtener máximos resultados fumad rápido una vez lo hayáis echado en la cachimba.

Es recomendable que el líquido esté muy frío, así sabe mucho mejor. A la cachimba de alcohol perfecta se le echan cubitos de hielo y alcohol (sin agua). Meted la botella como mínimo media hora antes en el congelador (no os preocupéis que el alcohol no se congela).

Fabrica tu bong I

Lo que viene a continuación es una especie de texto relato/tutorial. Os contaré mi historia de como hice una bonga de medio metro mortal.

Estábamos hartos de mirar en tiendas y escandalizados por los precios de la cachimba de agua (o bong) de nuestros sueños y éramos estudiantes sin dinero, tuvimos la brillante idea de pasar a la acción. Pensando y pensando fuimos observando como el proceso de fabricación no era realmente difícil, y que los materiales podían ser más económicos sin perder efectividad. Así pues, aquí os relato lo que hicimos yo y un colega una tarde de sábado…

Quedamos en un lugar céntrico de la ciudad y nos fuimos a un bar a tomar algo. Ahí, compartimos las ideas, esquemas y dibujos que nos habían rondado por la cabeza el día anterior y estuvimos debatiendo hasta llegar a un acuerdo. No era el diseño que más nos gustaba, pero era relativamente fácil de hacer y muy muy muy grande… La bong que queríamos hacer consistía en un tubo transparente (que luego sería decorado a nuestro gusto) tapado por los dos extremos y con un agujero por el medio. En la tapa de arriba, dos agujeros: uno más grande (para aspirar) y otro más pequeño (para el peta).

Una vez decididos y con muchísimas ganas de ponernos manos a la obra, nos dirigimos hacia una tienda donde venden todo tipo de objetos, materiales… Y empezamos a mirar tubos, tapas, cilindros… Encontramos un tubo de metacrilato (plástico transparente muy duro, “sustituto” del cristal, más barato y muy resistente; la mayoría de bongas se hacen con este material, vamos: ideal) de unos 20 cm de diámetro y la altura de medio metro. Ya teníamos el cilindro principal.

El siguiente paso era encontrar dos tapas para cerrar la bong y que se pudieran agujerear. Después de buscar y pensar bastantes posibilidades, escogimos dos tapas de hierro que se adaptaban más o menos al cilindro; pero necesitaríamos sellarlas para que no hubiera ningún escape. Para esta misión, adquirimos una pistola de silicona (la más barata) que servía para sellar cosas de baño, etc… y era resistente al agua (no es tan cara como parece). Luego compramos trozos de manguera.

Una vez en el piso, sellamos las tapas al cilindro, hicimos los pertinentes agujeros (3 en total: 2 en la tapa superior para el peta y para calar, y 1 en el cilindro a medio palmo del suelo). Pusimos un trozo de manguera en el agujero para calar y lo sellamos bien.

Sobretodo mucho cuidado con el tamaño de los agujeros es importante que queden perfectos para obtener un 100% de rendimiento… Digamos que la nuestra tenía un 90% de rendimiento teniendo en cuenta las pérdidas de agua (quizás había 3 o 4 litros de agua en esa bonga xD).

El resultado: una pedazo de bonga ( la más bestia que he probado nunca). Sólo apta para grandes pulmones fumadores. Era tan grande la bonga que para llenarla se necesitaban unas 4 aspiradas a fondo con las que acababas un peta entero. Luego daba para 6 bongas muy muy majas o 4 letales. Una pasada.

Debe constar que murió al cabo de unos meses debido a la monstruosidad del asunto ya que poca gente se atrevía y a mucha le daba miedo. Ahora descansa en paz en nuestros pensamientos y pulmones.

El tubo

Atenci�n! El tubo m�s que un truco es un aparato que se utiliza en varios trucos. Es como una cachimba pero mejor. Consiste en un tubo de cart�n, de estos que te quedan cuando se te acaba el rollo de papel de aluminio o de cocina. En este tubo, a unos siete cent�metros de uno de los dos extremos, haces un agujerito, este tiene que ser peque�o para poder colocar el peta que no se caiga y, sobretodo, que no se escape ni una pizca de aire.
Con este tubo podemos hacer varias cosas: una cachimba, una iguana y hasta unos aros alucinantes.
La cachimba es, quiz�, lo m�s f�cil de hacer. Tapa con la palma de la mano el agujero m�s pr�ximo al agujerito donde hay el peta. Por el agujero restante (Joder! Cuantos agujeros!:P) aspira fuerte, que veas como el peta se va consumiendo. Cuando no puedas m�s, saca la mano y aspira a pulm�n todo el humo que hay dentro el tubo. Como lo saques es cosa tuya.
La iguana es lo mejor. Creo que es mejor hacerla con el tubo que con las manos. Tambi�n se pueden hacer varios tipos de iguanas pero describir� el mejor. Haz una cachimba normal, gira el tubo, sin sacar el humo, y que el otro porreta ponga su boca en el agujero donde tu has hecho la cachimba. Tu pon la boca en el otro agujero y sopla fuerte, cuando tu empieces a soplar el otro tiene que aspirar simult�neamente. Cuando no puedas soplar m�s saca la boca y el aspirador 😉 que acaba de aspirar el humo. BlancazoR y yo, Lord ParadiZe, nos crujimos casi un peta entero.
Los aros que se hacen con el tubo son brutales.  Haz una cachimba y a al hora de sacar el humo saca el peta del agujerito y tap�nalo con un dedo. Pon la boca en un agujero y saca el humo lentamente y de repente haz un soplo fuerte y, en teor�a por la otra banda te saldr� un donut brutal. El rey de estos es BlancazoR.

El búnker (o Tanque)

Esto es un truco para fabricar: tipo cachimba pero sube más, mucho más. Necesitas un cubo de agua limpio y una botella de plástico vacía.

Aviso, este tipo de bong es muy fuerte, si no tienes capacidad en tus pulmones o no estás acostumbrado a las cachis mejor que no lo pruebes, un amiguete nuestro se quedó 4 horas boca arriba sentado en un sofá… aunque si tienes capacidad y sabes fumar a pulmón la experiencia vale mucho la pena.

Llena el cubo de agua, que sobren un par o tres de dedos. Ahora coge una botella de plástico vacía, de dos litros o de litro y medio, mejor de dos ya que cabe más humo ;). Con unas tijeras corta el culo de la botella y en el tapón de la misma haz un agujerito pequeño justo para poner el peta (importante: hermetízalo bien con Blu-Tack o celo y asegúrate de que tira bien y que no se escapa nada de aire, cuanto más denso sea el humo más colocará). La botella ha de caber dentro del cubo.

Hasta aquí el búnker ya está fabricado, solo falta hacerlo. Si la botella tiene etiqueta, sácala: el efecto de ver cómo la botella se llena de humo es curioso. Ahora ponla dentro del agua sin el tapón (de manera que solo sobresalga el tapón con el peta encendido). Entonces, súbela poco a poco: por la presión del aire la botella “fumará” el porro del tapón y se llenará de humo denso. Vigila cuando está todo lleno que no sobresalga del agua el culo de la botella ya que parte del humo se escaparía. Ahora saca el tapón, encaja tu boca con el agujero de la botella por donde el agua sale normalmente y mientras la bajas rápido aspira todo el humo a pulmón vigilando no tragar agua. Aguanta, no saques el humo. Cuando no puedas más, sácalo lentamente. Y sumérgete en la magia del THC…

Si cuando subes la botella no se llena de humo, comprueba que la boquilla del peta no esté muy apretada, que no se haya mojado y que el peta esté encendido 😉 El único problema del búnker es que te pules entre el 50% y el 100% del peta de un tirazo; pero como ya hemos dicho, vale muuucho la pena ya que el morado es instantáneo. Aguanta el humo unos segundos para un mayor coloque.

Cachis de mano

Una cachi de mano es como una cachimba (sin agua) pero hecha con las manos. Mucha gente opina que si lo haces muchas veces luego te deja las manos malolientes. La gente no suele usar cachis de mano ya que las buenas cachis son difíciles de hacer. Se escapa el aire por entre los dedos, no se sabe poner bien la boca, etc… Necesitaréis práctica y un buen profesor 😛 pero al final os acabará saliendo (BlancazoR a veces se cruge los petas de cachi y acaba tó morao). Existen varios tipos, algunos más fáciles de hacer pero con menos capacidad, otros más xungos pero con más capacidad y con posibilidad de agujero…

La primera de las cachis que os enseñaré es una de las mejores cachis de mano que hay. Necesitarás ser un poco hábil para aprender cómo funciona pero una vez lo sabes, un tiro de eso es matador…